Apréndete
Estoy embarazada: ¿qué hago con mi piercing del ombligo? - Apréndete

Estoy embarazada: ¿qué hago con mi piercing del ombligo?

El piercing del ombligo puede ser emocionante, elegante y seductor. No obstante, en la vida las personas pasan por diferentes etapas y cada decisión afecta en otros aspectos del día a día.

Cuando se trata de quedar embarazada, las perforaciones alrededor de la región del ombligo podrían o no resultar ser una preocupación.

Como todos sabemos el vientre tendrá un proceso de estiramiento, y esto puede afectar la zona del ombligo ocasionando dolor e infección.

Pero dependerá en gran medida de la piel de cada mujer porque existirán algunas que no tendrán ningún problema con el uso de las piezas metálicas.

Otras, en cambio, utilizarán piezas especiales para el embarazo o simplemente deberán eliminar el piercing para evitar complicaciones de salud.

Por supuesto, el uso de cualquier pieza que requiera una perforación en el cuerpo deberá tener un cuidado e higiene adecuados para evitar cualquier riesgo o infección.

Por ello, es necesario tener en cuenta ciertas previsiones en el momento de tener un piercing en el ombligo y querer un embarazo sin complicaciones.

Antes de saber cuáles son esas recomendaciones, recuerda que, si te interesa conocer mejor todo lo relacionado con las perforaciones, en este blog también descubrirás qué hacer si tienes un piercing daith infectado.

  • Si durante el inicio del embarazo no tienes ningún problema con el uso de la pieza, deberás mantener una higiene y limpieza adecuada e ir observando semana a semana como afecta el estiramiento del vientre a la perforación en la zona del ombligo. Lo más probable es que debas cambiar las piezas cada cierto tiempo porque si no pueden ocurrir desgarros en la piel.
  • En el proceso de embarazo lo más habitual es que la piel sea más sensible. Así que cuando sienta alguna molestia o incomodidad la mejor opción es retirar la pieza.
  • Existen diferentes tipos de perforaciones en el ombligo que pueden afectar el embarazo. Lo ideal es tener un asesoramiento desde el inicio con un perforador profesional. Así podrá conocer cuáles son los pros y contras de la perforación que elijas.
  • También es importante conocer mediante su especialista si tendrá una cesárea o no. Porque esto afectará en el uso de la pieza. Si ocurre una cesárea la pieza deberá ser eliminada y quizás luego del embarazo tendrá un tiempo prolongado de descanso antes de volver a montar el piercing del ombligo.
  • Durante el embarazo dependerá tener bastante cuidado con el uso de la ropa porque las piezas pueden engancharse a las mismas debido al estiramiento del vientre. Esto puede ocasionar irritaciones e infecciones en la zona.
    Estoy embarazada: ¿qué hago con mi piercing del ombligo? - Apréndete

También te puede interesar nuestro artículo dedicado a los cuidados del piercing en el ombligo.

¿Me tengo que quitar el piercing si estoy embarazada?

El uso del piercing en el ombligo dependerá de cómo actué su cuerpo. A medida que el embarazo sucede semana a semana podrá notar molestias o no. Lo más adecuado si desea utilizar piercing es buscar una pieza flexible especial para el proceso de embarazo.

No obstante, en algunos casos el cuerpo podría rechazar el uso de la pieza. Además, el médico le recomendará o no si es adecuado mantener el piercing del ombligo durante su periodo de embarazo.

Pero, si observas alguna reacción desfavorable, será de vital importancia que retires la pieza de manera inmediata.

¿A partir de qué semana puede ser peligroso?

Durante el embarazo las primeras semanas no tienen riesgos. Además, dependerá de la persona, sin embargo lo más probable es que a partir de la semana 17 se debe eliminar la pieza para evitar complicaciones debido al estiramiento del abdomen, ya sea para evitar los queloides, cicatrices más amplias o estrías muy marcadas.

¿Qué cuidados especiales necesita el piercing del ombligo durante el embarazo?

La zona del ombligo es delicada porque los pliegues del orificio depositan una gran cantidad de células muertas y microorganismos, tener una perforación durante el embarazo demanda un cuidado especial para evitar los riesgos de una infección.

La rutina de limpieza más simple es lavar todos los días la zona con un jabón neutro suave y un paño caliente. Pero, si observa alguna irritación debe acudir inmediatamente al dermatólogo.

Se me ha infectado, ¿qué debo hacer?

Lo principal es acudir inmediatamente a un especialista o dermatólogo. Además, se debe retirar la pieza y esperar que los médicos digan cual será el método para sanar la infección.

Por ningún motivo se debe dejar la pieza durante el embarazo si existe alguna infección o irritación.

¿Me puedo volver a hacer el piercing en el ombligo después del embarazo?

Todo dependerá si su cuerpo reacciona favorablemente o no. Lo más probable es que si tuvo problemas con la pieza durante el embarazo deba esperar un tiempo después de la lactancia para volver a utilizar el piercing en el ombligo.

Ten en cuenta estos consejos si esperas un bebé y no sabes qué puedes hacer con el pendiente del ombligo ahora que estás embarazada.

Ahora que has descubierto qué hacer con el piercing del ombligo durante el embarazo, recuerda que a través de este blog también podrás saber cuáles son los cuidados básicos si has decidido optar por una perforación en la nariz.

María Carmen

María Carmen

María Carmen es redactora en Apréndete, un blog donde publica artículos de diferentes temáticas con un mismo objetivo: ayudar a los lectores a aprender algo nuevo todos los días.

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.