Apréndete

¿Es bueno tomar el sol para el organismo?

¿Es bueno tomar el sol para el organismo? - Apréndete

Con la llegada del verano y la creciente preocupación de los daños que causan los rayos ultravioletas UVA y UVB en el cuerpo, es difícil pensar que el sol, en pequeñas dosis, puede ser beneficioso para el organismo.

Tomar el sol, que se podría definir como el acto de sentarse o tumbarse al sol, en algunas ocasiones con la intención de broncearse, puede tener algunas ventajas para la salud si se realiza del modo correcto.

Sin duda, existe una gran diferencia entre pasar tiempo con regularidad en una cabina de bronceado y salir al aire libre durante diez minutos sin protector solar mineral.

¿Es bueno tomar el sol para el organismo? - Apréndete

Están bien documentados los riesgos de una exposición excesiva al sol. Pasar tiempo al sol sin una protección adecuada es una de las causas más habituales del melanoma, entre otras afecciones.

Sin embargo, se ha demostrado que las altas dosis de vitamina D ayudan a prevenir ciertas dolencias y enfermedades comunes.

Algunas investigaciones sugieren que cuando el organismo se expone a la luz solar, nuestra piel convierte el colesterol en vitamina D.

¿Es bueno tomar el sol para el organismo? - Apréndete

Beneficios de tomar el sol para el organismo

La exposición al sol ayuda al organismo a producir vitamina D de forma natural. Esta vitamina es imprescindible, pero muchas personas no obtienen la cantidad suficiente.

La carencia de vitamina D es habitual y algunas estimaciones indican que más de mil millones de personas en todo el mundo tienen deficiencia.

La vitamina D es difícil de obtener solo a través de los alimentos. Está presente en algunos pescados y yemas de huevo, sin embargo, la mayor parte se obtiene a través de productos fortificados como la leche.

En la actualidad, también hay suplementos disponibles. Entre los principales beneficios de la luz solar y la vitamina D destacan:

  • Reducción de la depresión. Algunos estudios indican que los síntomas de la depresión disminuyen después de pasar tiempo al sol. La luz solar hace que el cerebro libere serotonina, también conocida como la hormona de la felicidad, lo que puede mejorar el estado de ánimo y promover la sensación de calma. Incluso sin depresión, pasar tiempo bajo el sol mejora el estado anímico.
  • Favorece el sueño. Tomar el sol ayuda a regular el ritmo circadiano y el cuerpo comenzará a sentirse adormecido de manera confiable cuando anochece.
  • Huesos más fuertes. La vitamina D ayuda al organismo a absorber el calcio, lo que conduce a huesos más fuertes y puede ayudar a prevenir la osteoporosis y la artritis.
  • Sistema inmunológico reforzado. La vitamina D ayuda al cuerpo a combatir enfermedades, incluidas las enfermedades cardíacas, la esclerosis muscular, ciertas enfermedades autoinmunes y el cáncer.
  • Reducción del riesgo de parto prematuro. La vitamina D puede proteger contra el parto prematuro y las infecciones asociadas con el parto.

Tomar el sol no está exento de riesgos. Demasiado sol puede provocar erupciones solares, a veces llamada erupción por calor, que produce picazón y cuenta con un color rojizo.

Asimismo, la exposición al sol también puede provocar dolorosas quemaduras solares, ampollas y puede afectar a todo el cuerpo, incluyendo los labios.

Además, las quemaduras solares pueden provocar melanoma en un futuro.

La erupción de luz polimórfica (PMLE), que también se conoce como intoxicación solar, puede ocurrir cuando se está demasiado tiempo al sol. Se presenta como protuberancias rojas que pican en el brazo, pecho y piernas.

¿Es bueno tomar el sol para el organismo? - Apréndete

¿Cuánto tiempo se puede tomar el sol de forma segura?

Algunos dermatólogos opinan que, siempre que no se tenga complicaciones con la exposición habitual, se puede tomar el sol sin protector solar de cinco a diez minutos al día, excepto en las horas centrales.

Asimismo, también varía según lo cerca que se viva del ecuador, la respuesta habitual de la piel al sol y la calidad del aire.

Algunos estudios sugieren que la mala calidad del aire podría bloquear algo de luz ultravioleta.

¿Tomar el sol puede dañar al feto durante el embarazo?

Tomar el sol durante el embarazo tiene la capacidad de provocar deshidratación debido a la sudoración en el calor.

Sentarse durante largos períodos al sol, también puede aumentar la temperatura central, lo que puede elevar la temperatura del feto.

Algunos estudios muestran que las temperaturas centrales más altas pueden provocar embarazos más prolongados.

Sin embargo, la vitamina D durante el embarazo es esencial para prevenir partos prematuros o complicaciones.

Consejos y precauciones para tomar el sol

Si quieres tomar el sol de forma segura, sigue estas recomendaciones:

  • Utilizar SPF 30 o más y aplicarlo 15 minutos antes de salir de casa. Además, es importante asegurarse de cubrir el cuerpo con al menos una onza completa de protector solar. Esto equivale aproximadamente al tamaño de una pelota de golf.
  • No olvidar utilizar SPF en la parte superior de la cabeza si no está protegida por el cabello, así como en las manos, pies y labios.
  • Evitar las cabinas de bronceado. Además de ser peligrosas, la inmensa mayoría de las cabinas de bronceado apenas contienen luz UVB que estimula la producción de vitamina D.
  • Descansar a la sombra cuando se tenga calor.
  • Beber mucha agua si se pasan períodos prolongados bajo el sol.
  • Comer tomates, que contienen una gran cantidad de licopeno, que según las investigaciones ayudan a prevenir el enrojecimiento de la piel por rayos ultravioleta.

Tampoco te puedes perder nuestro post sobre motivos para incorporar un hidrolato a tu rutina de belleza.

 

 

Bibliografía:

Wang TJ, Pencina MJ, Booth SL, et al. Vitamin D deficiency and risk of cardiovascular disease. Circulation. 2008;117(4):503-511. doi:10.1161/CIRCULATIONAHA.107.706127

Munger KL, Levin LI, Hollis BW, Howard NS, Ascherio A. Serum 25-Hydroxyvitamin D Levels and Risk of Multiple Sclerosis. JAMA. 2006;296(23):2832–2838. doi:10.1001/jama.296.23.2832

Urashima M, Segawa T, Okazaki M, Kurihara M, Wada Y, Ida H. Randomized trial of vitamin D supplementation to prevent seasonal influenza A in schoolchildren. Am J Clin Nutr. 2010 May;91(5):1255-60. doi: 10.3945/ajcn.2009.29094. Epub 2010 Mar 10. PMID: 20219962.

Wang H, Chen W, Li D, et al. Vitamin D and Chronic Diseases. Aging Dis. 2017;8(3):346-353. Published 2017 May 2. doi:10.14336/AD.2016.1021

Mead MN. Benefits of sunlight: a bright spot for human health [published correction appears in Environ Health Perspect. 2008 May;116(5):A197]. Environ Health Perspect. 2008;116(4):A160-A167. doi:10.1289/ehp.116-a160

Rashid H, Kagami M, Ferdous F, et al. Temperature during pregnancy influences the fetal growth and birth size. Trop Med Health. 2016;45:1. Published 2016 Dec 14. doi:10.1186/s41182-016-0041-6

Hollis BW, Johnson D, Hulsey TC, Ebeling M, Wagner CL. Vitamin D supplementation during pregnancy: double-blind, randomized clinical trial of safety and effectiveness. J Bone Miner Res. 2011 Oct;26(10):2341-57. doi: 10.1002/jbmr.463. Erratum in: J Bone Miner Res. 2011 Dec; 26(12):3001. PMID: 21706518; PMCID: PMC3183324.

Alaitz Anabitarte Uriz

Alaitz Anabitarte Uriz es licenciada en Periodismo y Comunicación Audiovisual y ha ido formándose en diferentes aspectos del ámbito digital, como son el SEO y la analítica web.

La cosmética siempre ha formado parte de sus inquietudes y, durante los últimos años, ha tenido la oportunidad de formarse en cosmética natural realizando diversos cursos.

En la actualidad, forma parte del equipo de Misohi Cosmética, una tienda on-line especializada en cosmética natural.

Un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.